fbpx

Select Page

ONA, cocina con amor en Polanquito

Hace poco platiqué con Araceli Patiño, chef de ONA, el nuevo spot casual de Polanquito, en una entrevista para este reportaje. Lo que iba a ser media hora se convirtió en dos o más horas de platica, tan amena como ella, su restaurante y su cocina.

Nos acompañó también Alberto Escalante, socio de Ara y la otra mitad de Ona. Ambos me cuentan un poco sobre que los llevo hasta aquí, y lo que buscan ofrecerle a los comensales en esta esquina frente al parque del reloj en Polanco. Hijo de pandemia, Ona abrió sus puertas en junio de 2021. Es el segundo restaurante del joven dúo, quienes ya tenían un gran éxito en Kroket, restaurante de empanadas húngaras en la colonia Del Valle.

De su pequeño rincón de empanadas, dieron un gran salto a una esquina clásica de Polanco, y se inspiraron en los bistros europeos para darle nueva vida al local. De carácter chic, sofisticado, femenino pero decididamente casual y amigable, Ona se creó pensando en algo que hacía gran falta sobre esta calle, dominada por restaurantes trendy, elegantes y caros: un lugar donde comer delicioso y pasarla a gusto sin necesidad de romper el cochinito o ponerse tacones y vestido.

Para la carta, Ara se basó en su leitmotiv como cocinera: compartir su pasión, o amor, a través de los platillos. Para ella, todos los platos deben tener ese sello personal que los haga únicos, y que al comensal le hagan sentir bien. Algo así como una carta de comfort food pero con toques que la hacen diferente y un toque más sofisticada. En el menú puedes encontrar platillos de todo el mundo, ya que Ara se inspira mucho en sus viajes antes de crear un platillo. El que más le inspira es el mediterráneo, así que entre los chilaquiles, waffles, hamburguesas o pescados hay mucho aceite de oliva, jocoque, aceitunas, arúgula y hummus.

Los desayunos fueron un éxito desde el inicio de Ona, cuya terraza soleada se presta a brunchear tranquilamente. Las estrellas son el french toast de frutos rojos, los pancakes de zanahoria o los chilaquiles al horno con cecina, pero hay para todos los gustos, incluyendo platos como el croque madame o las hash browns.

Si te toca ir más tarde, para comer o cenar, el menú se vuelve un poco más serio pero sin dejar de ser accesible; sobresalen el ceviche de garbanzos o el aguachile de cecina, el risotto de espárragos, los gnocchi de pesto, o el salmón glaseado al tomillo y limón. Para los carnívoros, la hamburguesa es una gran opción, así como el rib eye acompañado de ajo macho y puré de camote.

Otra particularidad de Ona es la extensa carta de vinos por botella que manejan, seleccionadas por Alberto y Ara con mucho cuidado, para ofrecer un maridaje perfecto para cada grupo de comensales, desde mimosas en el brunch hasta un gran tinto para una comida familiar. Aunque no vas a encontrar coctelería con destilados, los vinos son tan variados como la carta, así que fácilmente te puedes instalar toda la tarde en una sobremesa deliciosa a unos metros del Parque Lincoln, o en un brunch de fin de semana relajado y amigable, incluso para los niños y las mascotas.

Toma nota:

ONA

Emilio Castelar 185, Polanco, Miguel Hidalgo, CDMX
Instagram: @ona.polanco
Tel: 55 5281 8623

Acerca del autor

mm

Editora del arte del buen vivir; bloguera apasionada del buen comer, todo lo boutique, hoteles, interiorismo, las terrazas soleadas y todos los animales.

Dejar un comentario

Your email address will not be published.

¿Quieres un Le Cabernet?

Suscríbete y participas en nuestro sorteo mensual para ganar un Henri Lurton Le Cabernet

henri lurton le cabernet vino tinto mexicano




Traducir esta página

henri lurton le cabernet vino tinto mexicano

¿Te gustaría probar este vino?

Suscríbete gratis y participas para ganar una botella de Henri Lurton Le Cabernet

19 Shares
Share
Pin
Email
Print
WhatsApp